_

ASESORÍA FISCAL Y CONTABLE

_

El asesor fiscal debe ser algo más que el profesional al que se acude para pagar menos impuestos. No es mejor asesor el que consigue que su cliente pague menos al fisco, pues en muchas ocasiones, si ese menor pago no se ajusta a las leyes tributarias, las consecuencias para el contribuyente pueden ser a la larga muy costosas y tortuosas.

El buen asesor fiscal buscará siempre optimizar la carga fiscal de su cliente, pero siempre dentro de la legalidad, evitando riesgos que acaben creando graves trastornos a sus clientes, los cuales en muchos casos ven también socavada su imagen pública, ya que por todos son conocidos casos de famosos que han ingresado en prisión por sus problemas con Hacienda.

En ocasiones a la elección del asesor fiscal y contable no se le da la importancia que realmente tiene, pero esta puede ser una decisión crítica que condicione el éxito o fracaso de un negocio. Imaginémonos a un experto conductor, ¿podría conducir con los ojos cerrados?, probablemente no llegaría muy lejos. Pues lo mismo sucede cuando un asesor fiscal y contable no realiza bien su trabajo para transmitir al empresario la situación real de la empresa y evitar contingencias fiscales.

_

Funciones que debe conocer y realizar un asesor fiscal

_

Dentro de la asesoría fiscal hay diversos tipos de asesores, desde los que se limitan a cumplimentar liquidaciones tributarias, a los que ofrecen un servicio de asesoría integral, involucrándose en la buena marcha del negocio de sus clientes. Las funciones que debe realizar un asesor que quiera ofrecer a sus clientes un servicio de asesoría integral son las siguientes:

  • Asesoría y planificación fiscal en el marco de la normativa tributaria y en defensa de los intereses de los contribuyentes.
  • Proporcionar información, asistencia y representación a los contribuyentes en sus relaciones con la Administración Tributaria, para así hacer valer los derechos de los obligados tributarios frente a la Hacienda Pública en los diferentes procedimientos de gestión e inspección tributaria.
  • Contrastar y gestionar la información y el conocimiento en materia tributaria, a través del uso y manejo de bases de datos fiscales.
  • Analizar la realidad jurídico-tributaria para elegir las mejores soluciones a problemas determinados, tomando decisiones óptimas en los plazos establecidos.
  • Asesoramiento con relación al hecho imponible de los derechos aduaneros, mediante el conocimiento de su regulación en general, y en particular sobre la especial regulación de los diferentes regímenes aduaneros suspensivos.
  • Cumplimentación de liquidaciones tributarias en tiempo y forma.
  • Facilitar a los contribuyentes, bien sean personas físicas o jurídicas, un análisis detallado de la normativa tributaria y de la interpretación y actuación administrativa aplicable a la casuística concreta objeto del asesoramiento.
  • Identificar las responsabilidades tributarias relacionadas con la incorrecta calificación de las operaciones y el incumplimiento de las obligaciones tributarias formales y materiales.
  • Realización de una planificación fiscal adecuada en relación con la transmisión de bienes y derechos de los contribuyentes, la sucesión de las personas físicas o la estructura y composición de un patrimonio personal.
  • Asesoramiento en materia de tributos locales y cedidos a las comunidades autónomas, con el fin de aplicar una metodología de optimización fiscal para el contribuyente.

El precio del servicio

El precio no puede ser el factor determinante al elegir una asesoría ya que una tarifa muy baja puede mostrar algún tipo de carencia en el servicio. Los servicios de asesoría también están evolucionando ya que cada vez más clientes buscan una empresa online. Conviene destacar que existen asesorías que ofrecen un servicio mixto que combina la consulta presencial con la atención a través de correo electrónico. Un buen asesor fiscal es aquel que tiene una actitud proactiva y toma la iniciativa para informarte de posibles puntos de interés para ti, es decir, ofrece un servicio personalizado de calidad.

En Asesoría Paniagua nos adaptamos a tí y a tú negocio, para que no pagues más de lo que no debes.

Una cookie o galleta informática es un pequeño archivo de información que se guarda en su navegador cada vez que visita nuestra página web.

La utilidad de las cookies es guardar el historial de su actividad en nuestra página web, de manera que, cuando la visite nuevamente, ésta pueda identificarle y configurar el contenido de la misma en base a sus hábitos de navegación, identidad y preferencias.

Las cookies pueden ser aceptadas, rechazadas, bloqueadas y borradas, según desee. Ello podrá hacerlo mediante las opciones disponibles en la presente ventana o a través de la configuración de su navegador, según el caso.

En caso de que rechace las cookies no podremos asegurarle el correcto funcionamiento de las distintas funcionalidades de nuestra página web.

Más información en el apartado “POLÍTICA DE COOKIES” de nuestra página web.