En este momento estás viendo Desliz que pondrían en peligro la pensión como autónomo.

Desliz que pondrían en peligro la pensión como autónomo.

La jubilación es un derecho adquirido después de largos años de cotización a la Seguridad Social pero existen ciertos condicionantes que podrían poner en peligro su cobro.

Poder disfrutar de la pensión de jubilación exige tres requisitos previos: haber alcanzado la edad de jubilación; estar afiliado a la Seguridad Social, bien en el régimen general o en el RETA; haber cotizado la misma por un tiempo mínimo de 15 años; y que al menos dos de esa totalidad se incluyan dentro de los 15 años anteriores al momento de generarse el derecho.

Una vez asignado este derecho, la Seguridad Social deja muy claro una serie de incompatibilidades con la percepción de la jubilación. La primera es la realización de cualquier trabajo del pensionista, por cuenta ajena o propia, que dé lugar a su inclusión en el Régimen General o en alguno de los Regímenes Espaciales.

La incompatibilidad se extiende también al desempeño de algún puesto de trabajo en el sector público (con algunas salvedades) y el desempeño de altos cargos, también con alguna excepción. Sí puede solicitarse, sin embargo, la jubilación parcial y compatibilizarse con un trabajo también a tiempo parcial.

En el supuesto que no se figure entre ninguna de la excepciones ni se haya acogido a la jubilación parcial, si se realiza algún trabajo remunerado o se es sorprendido, se corre el riesgo de que la pensión de jubilación se suspenda, así como la asistencia sanitaria inherente a la condición de pensionista.

Cambios que se deben notificar.

  • Cambios de domicilios: residencia habitual o fiscal.
  • Inicio de actividades laborales.
  • Cambios en la situación económicas: rentas de trabajo, reconocimiento y/o cobro de otras prestaciones o pensiones u otro tipo de rentas.

Motivo de fraude e infracción muy grave es considerado no comunicar el fallecimiento de un familiar que cobraba una pensión al objeto de seguir percibiéndola. No podemos olvidar que el derecho a la pensión de jubilación se extingue con el fallecimiento del pensionista dado que es el único beneficiario de la misma.

Te ha gustado?

Deja una respuesta